top
logo

Números anteriores


Portada Tema del Mes: Diversidad Sexual Tema del Mes La Paternidad corresponsable también se aprende
La Paternidad corresponsable también se aprende PDF Imprimir E-mail
Escrito por Santiago Moreno Larriba   

Los padres no disponen de espacios exclusivos durante el embarazo y el parto”.

Son muchos los cambios sociales que se han producido, y se vienen produciendo, en las últimas décadas en las relaciones entre hombres y mujeres y en la asignación de roles según el sexo de nacimiento. Se manifiestan en el empleo, en la sexualidad, en el ocio, la salud, el acceso al poder político y al poder económico, el uso de espacios y tiempos, las relaciones de pareja, y cualquier ámbito del comportamiento humano y de las relaciones. 

Algunos de estos cambios son más aparentes que reales y otros no se han visibilizado lo suficiente. Algunos han sido promovidos y empujados desde las administraciones con la promulgación de leyes y reglamentos y la sociedad ha ido a remolque de ellos, y otros son dinamizados desde la sociedad civil y, especialmente, desde los movimientos feministas. En este caso nos vamos a centrar en el cambio del que más difícil resulta escapar o ignorar tanto al hombre como a la mujer y tanto a los individuos como a las administraciones: las nuevas paternidades y maternidades. 

Esos cambios sociales están influyendo determinantemente en las nuevas maneras de ser madre pues se está superando la tradicional construcción de la identidad femenina en torno al “ser madre” y se están también generando nuevas maneras más igualitarias de relación y de reparto de tareas entre el hombre y la mujer. Pero considero que ha sido en el sexo masculino en el que este proceso de cambio más ha incidido, pues se ha pasado del modelo de padre básicamente ausente de la crianza (proveedor pero no cuidador) a un modelo social deseado de padre comprometido. Y digo modelo social deseado porque en este proceso de cambio hay gran acuerdo social como referente ideal. Hoy un hombre moderno y bien valorado es para casi todo el mundo, al menos desde lo idealizado y lo políticamente correcto, un hombre comprometido en la crianza. Y esto a diferencia de otros ámbitos en los que los avances y la sintonía no es tanta, sino que incluso genera conflictos abiertos: sexualidad, prostitución, interpretación sobre causas y soluciones a la violencia de género, acoso sexual, cuotas de paridad en política y empresa, convenios reguladores de la separación  y divorcio, etc., etc.

No obstante, son muchos los obstáculos y frenos a este proceso de construcción de una nueva paternidad. Por un lado, las abiertas involuciones ideológicas hacia la recuperación de los privilegios supuestamente perdidos por el hombre; es decir, los neomachismos. Y, por otro, las resistencias más o menos conscientes e intencionadas y las inercias de lo establecido. Me refiero a las nuevas disputas entre hombre y mujer por la ocupación de espacios de poder  y reconocimiento tradicionalmente femenino; también a la falta de modelos referentes y la consiguiente desorientación y miedo a lo desconocido. Y, desde las políticas, me refiero sobre todo a la detención del proceso de legislación de medidas de conciliación y de igualdad como, por ejemplo, el de la progresiva igualación de los permisos de paternidad y maternidad: en España los sucesivos gobiernos han ido aplazando el compromiso de ampliar el permiso de paternidad a cuatro semanas desde enero de 2013. Y también a las escasas acciones positivas dirigidas a hombres en los sucesivos planes de Igualdad  de oportunidades.

De estas consideraciones, de mis vivencias personales como padre, y de mi actividad profesional, surge la inquietud por proponer acciones para la promoción de una paternidad corresponsable. Una paternidad igualitaria, comprometida, sentida, deseada, cuidadora, generadora de relaciones de pareja basadas en el buen trato y, además consciente y libre de estereotipos de género.

 

Iniciativas institucionales en marcha.

Son todavía pocas las iniciativas institucionales -menos aún desde las administraciones públicas que desde las entidades no gubernamentales- que se han o se están llevando a cabo en España y en esto, como en tantos ámbitos de lo comunitario y social, nos miramos en el espejo de Latinoamérica. 

En España están surgiendo iniciativas desde los organismos públicos y asociaciones relacionados con la Igualdad de oportunidades. Nombramos algunas de ellas: 

- Los talleres de paternidad que ofrece la asociación de Mallorca CAIF (Centre d´atenció  integral a la familia). 

- El programa Gizonduz del Instituto Vasco de la Mujer (Emakunde) mediante edición y divulgación de material escrito y audiovisual.

- La Asociación de Hombres por la Igualdad (AHIGE) mediante la edición de materiales y la realización de talleres.

- El Ayuntamiento de Málaga con la edición de la “Guía de padres igualitarios”.

 

- El Ayuntamiento de Barcelona, con su programa “Canviem-ho”, dentro del cual hay diversos talleres con padres. 

Desde la Sanidad Pública están siendo menos las iniciativas realizadas, a pesar de que desde 1986, tanto la OMS como los gobiernos nacionales, vienen “nombrando”  la necesidad de incorporar al hombre en los espacios de salud y de educación para el embrazo y el parto. Sin embargo se queda en eso, en propósitos y sugerencias, pero ni se editan documentos ni se implementan presupuestos para llevar a cabo acciones directas. Son muy pocas las excepciones:

- La Consejería de Sanidad de Cantabria en su “Programa de preparación para la maternidad y la paternidad” diseña una sesión solo para padres.

- El “Observatorio de Salud y Mujer” perteneciente al “Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad”, en su página web, publicó ”Los hombres y el cuidado de la salud” , una encuesta de 2009 a hombres sobre los cuidados, entre los que se nombra los cuidados a los/as hijos/as. 

- Iniciativas individuales de unas pocas matronas desde su labor profesional en los Centros de Salud, organizadas como complemento a los talleres de preparación al parto (a los que están invitados los hombres, pero en los que participan pocos).

 

La experiencia de Alcalá de Henares.

Desde mi responsabilidad laboral en la Concejalía de Igualdad del Ayuntamiento de Alcalá de Henares,  con el propósito de promover relaciones igualitarias a la vez que cuestionamientos de la masculinidad hegemónica, venía desde hacía cinco años realizando acciones puntuales, y de escasa participación, dirigidas a hombres en formatos de Talller de Desarrollo Personal para Hombres.  Hemos ido comprendiendo que, para llegar a la población general y no sólo a unos cuantos hombres, la  mayoría de ellos ya previamente sensibilizados, hemos de integrarnos en servicios ya existentes, públicos y masivos. 

Exploramos dos vías: hombres en proceso de terapia en centros de rehabilitación por adicciones y talleres de preparación al parto de los Centros de Salud. Esta segunda fue la más accesible y la que más nos facilitaba concretar objetivos. Así nos decidimos por diseñar acciones en forma de talleres breves dirigidos a futuros padres (sólo ellos) para reflexionar sobre la paternidad, insertados en la cartera de recursos que las matronas ofrecen a las parejas.

Las principales razones que nos animaron a este proyecto fueron:

Los hombres no disponen de espacios exclusivos para ellos durante el embarazo y está ampliamente aceptado que este tipo de grupos facilitan el compromiso, la apertura y el aprendizaje.

El embarazo, parto y primeros meses de crianza son los momentos de mayor intensidad emocional, ilusión y también temores, y por lo tanto de inquietudes que motiven la asistencia.

El Centro de Salud es un lugar percibido por el hombre como un entorno mucho más cercano, al menos durante este período, que otras instituciones como las Juntas de Distrito y menos aún la Concejalía de Igualdad. 

La divulgación resultará mucho más eficiente a través de la derivación o comunicación directa de las matronas. 

Coincidió este período de exploración con la casualidad, y enorme fortuna, de conocer a una persona que me abrió los ojos primero y me acompañó después en todo el proceso de creación de este taller y a la que no encuentro la manera de agradecerle tanto como me ha aportado. Esperanza Agraz Patiño, matrona del Centro de Salud “Ciudad San Pablo” de Coslada, llevaba muchos años haciendo un taller con padres, en el marco de sus talleres de preparación al parto. Les llama “Sólo para hombres”. Me invitó a acudir como observador participante y a partir de ahí todo el proceso se aceleró y se orientó. 

En septiembre de 2013 presentamos a las matronas una primera propuesta de taller (en principio, dos sesiones) para compartir inquietudes y necesidades. En la reunión su primera respuesta fue que creían más necesarios los contenidos relacionados con la crianza a partir del primer y segundo año. Pero ante mi insistencia de que eso ya se ofrecía desde las pediatras y de que mi previsión era que durante el embarazo la motivación a participar en este tipo de actividades para los hombres era mucho mayor que en ningún otro momento de su paternidad, acordamos ofrecer el taller que decidimos llamar de “Paternidad corresponsable”, consistente en tres sesiones de dos horas, en semanas consecutivas y dirigido a futuros, inminentes o recientes padres.

 

Algunas cuestiones metodológicas

Dos grandes temas cruzan transversalmente el taller en todo su desarrollo y están presentes en todas las sesiones: las emociones y los cuidados. Y ambos analizados desde la perspectiva de género y la masculinidad.

 

Dos grandes objetivos guían nuestra intervención:

Trasladar al ámbito sanitario la reflexión y la inquietud sobre la participación activa y corresponsable del padre en el embarazo, parto y crianza. Se pretende así fomentar  que los propios profesionales sanitarios dinamicen finalmente estas acciones, con la correspondiente formación previa.

Promover entre los padres la implicación y corresponsabilidad igualitaria en el ejercicio de su paternidad libre de estereotipos y mandatos tradicionales de género.

Los principales contenidos tratados son:

Los mandatos de género y los referentes sociales y familiares de paternidad.

El acompañamiento en pareja y la corresponsabilidad en el proceso.

El mundo afectivo y emocional masculino en torno a la paternidad.

Los duelos, la percepción de desplazamiento y la reconstrucción de la relación de pareja.

Las primeras vinculaciones afectivas con la criatura, a través del contacto físico y emocional.

La crianza, el amor, el buen trato, los cuidados y la educación en igualdad.

 

Existen varios mensajes que vamos transmitiendo repetidamente en relación a los contenidos anteriores: 

Para sentirse incluido en las  decisiones y en  las acciones es necesario implicarse activamente.

Las negociaciones acerca del embarazo, el parto y la lactancia están necesariamente condicionadas por el cuerpo de la mujer.

 El valor de “los cuidados” las “emociones” son protagonistas de toda relación afectiva y educativa.

Todo ello nos coloca frente a los mandatos aprendidos sobre nuestra masculinidad. 

En las tres sesiones se utilizan como herramientas metodológicas los debates en pequeños grupos, puesta en común grupal, juegos de conexión corporal y de cuidados (lazarillo y ciego),  de escucha,  y juegos de posicionamientos ideológicos (colocarse y recolocarse físicamente en una línea o zona de opinión).

 

Evaluación

Se han realizado hasta ahora  8 talleres (de tres sesiones cada uno), en dos Centros de Salud, con una participación total de 101 hombres y una media de asistencia a cada sesión de 9 hombres. 

La satisfacción mostrada es alta y la reflexión personal es amplia y coincidente con los objetivos que nos proponíamos, pero esta evaluación requiere de una sistematización que actualmente está en proceso. 

Los participantes suelen valorar principalmente la oportunidad de encontrarse con otros futuros padres en un espacio que facilita la comunicación íntima y abierta, a la vez que la reflexión sobre temas que, para muchos, son absolutamente novedosos. A algunos pocos les sirve inicialmente de vía de expresión de su malestar y sus quejas hacia su compañera y son estos hombres precisamente quienes más se benefician del taller. Esa queja nos sirve para redirigirla, con ayuda del grupo, hacia el autocuestionamiento y la visión de nuevas maneras de vivir la masculinidad y la relación de pareja. Todos agradecen el sentirse reconocidos y atendidos en sus inquietudes y miedos, lo cual no encuentran habitualmente en otros espacios familiares, sanitarios o de amistad. 

Una de las sensaciones y recuerdos más intensos que nombran, al hacer rondas de evaluación final, es el de la práctica de coger al bebé recién nacido. Hacemos un breve y sencillo ejercicio de practicar como coger a un/a bebé (muñeco) de manera segura y cómoda, irlo pasando “cuidadosamente” durante la sesión y relacionar esto con el establecimiento de los primeras vinculaciones corporales y emocionales padre – hijo/a. Con ello se consigue el reconocimiento de miedos y de autopercepción de limitaciones y, sobre todo, la apertura a vivencias corporales nuevas superando la tradicional racionalidad masculina.  

El objetivo de que el personal sanitario y los equipos directivos se hagan más partícipes y con iniciativa en estas tareas queda todavía muy lejano y, por ahora, nos quedamos en el sincero agradecimiento a las dos matronas que se han implicado activamente en divulgar el taller y gracias a las cuales hemos conseguido acercarnos a tantos hombres.  

Nos queda por delante un camino largo y de amplios horizontes para generar propuestas de intervención que lleguen masivamente a los hombres, porque sean asumidas por las instituciones sanitarias, sociales, educativas, etc. y generar metodologías y actuaciones evaluadas, contrastadas y consensuadas. Pero estoy firmemente convencido de la necesidad de acciones positivas de este tipo dirigidas a los hombres. Y es que, conforme acumulo experiencias en los talleres, me reafirmo más contundentemente en que la paternidad consciente y  cuidadora es una palanca fundamental del cambio de los hombres hacia posturas más igualitarias y armónicas.

_______________________________________________________________

Por Santiago Moreno Larriba

Padre de dos adolescentes.

Psicólogo de la Concejalía de Igualdad desde el año 2001

Ayuntamiento de Alcalá de Henares

Miembro de AHIGE desde 2013,

- “Experto en intervención con hombres en igualdad, género y masculinidades”.

- “Máster Multidisciplinar en Violencia Doméstica y de Género”. 

- “Máster de autoconocimiento, sexualidad y relaciones humanas en Terapia de Reeencuentro”.

 

TALLER DE PATERNIDAD CORRESPONSABLE: ¿Y yo qué?



 

Revista de prensa

España, país con mayor aceptación de la homosexualidad.
En 2013 el Pew Research Center encuestó a 37.653 personas de 39 países diferentes para analizar los niveles de aceptación de la homosexualidad. 
Leer más...
 
Jóvenes pero sobradamente machistas.
Un 24 por ciento de los jóvenes andaluces piensa que el lugar de una mujer está en casa con su familia y el 10 por ciento considera que el hombre debe tomar las decisiones importantes en la pareja,
Leer más...
 
El negocio negro de Europa.
El pasado lunes Suecia dejó de ser el único país europeo en el que la prostitución está expresamente prohibida, el parlamento deIrlanda del Norte aprobó una propuesta de ley que criminaliza la compra de sexo en términos parecidos a los de la normativa sueca.
Leer más...
 
Casi la mitad de los homosexuales europeos, discriminados en el último año.
Más de una cuarta parte sufrió agresiones o amenazas los últimos 5 años. España es el tercer país de la UE donde más se respeta la igualdad de derechos. Casi la mitad de homosexuales esconde su condición en el trabajo.
Leer más...
 
“Para acabar con la violencia machista no basta con arrimar el hombro, hay que arrimar al hombre”
Miguel Lorente, médico forense y profesor de la Universidad de Granada, ha intervenido en el Simposio de Escultura por la Igualdad y contra la violencia de género celebrado en la UAL
Leer más...
 
Rueda de hombres contra la violencia de género.
Decenas de personas participan en la plaza de la Constitución en un acto de rechazo al machismo.
Leer más...
 
Los hombres que sí aman a las mujeres.
Cuando Hermógenes Domingo visitaba a sus padres los fines de semana se sentaba a la mesa y ¡hop!
Leer más...
 
Lo femenino deja de ser "débil" y "endeble" para la RAE.
La nueva edición del Diccionario de la Real Academia de la Lengua incluye correcciones que las asociaciones de mujeres llevan años reclamando para fomentar el lenguaje no sexista.
Leer más...
 
La Guardia Civil libera a 159 mujeres víctimas de explotación sexual en lo que va de año.
En 2014 se realizaron hasta 890 inspecciones en locales de alterne y se identificaron a más de 6.000 mujeres en situación de riesgo.
Leer más...
 
Los hombres dan la cara contra la violencia machista.
Una 'rueda de hombres' se celebrará el próximo martes a las 20.00 horas en la plaza de San Marcelo. el acto está abierto a la participación de toda persona con interés en dar la cara contra la violencia hacia las mujeres.
Leer más...
 
"Sigue siendo difícil que las víctimas puedan probar la violencia machista a través de su testimonio
Diez años después de la aprobación de la ley contra la violencia de género, varios informes y estudios cuestionan algunos mecanismos de la norma.
Leer más...
 
Los hombres dan la cara contra la violencia machista.
La Asociación de Hombres por la Igualdad de Género (AHIGE) ha iniciado una campaña de recogida de fotografías para que los hombres visibilicen su rechazo a la violencia machista a través de las redes sociales bajo el lema "¡Hombre! visibilízate contra la violencia machista".
Leer más...
 
Tres generaciones contra la ley del aborto: "Esta es una victoria del feminismo que no nos van a qui
Compartimos con tres activistas el momento en que Gallardón anunció su dimisión tras la retirada de la reforma del aborto.
Leer más...
 
Catalunya tendrá la primera ley contra la homofobia en el Estado.
La resolución, impulsada por ERC, ICV-EUiA, PSC y CUP, se aprobará el 2 de octubre con el respaldo de CDC.
Leer más...
 
El número de víctimas de violencia machista que no denuncia, "preocupante" para la Fiscalía.
Las mujeres que se niegan a declarar contra sus maltratadores han aumentado un 36,6% desde 2007.
Leer más...
 
Caddy Adzuba: “Se sigue utilizando el cuerpo de la mujer como arma de guerra”
"El galardón demuestra que nuestro trabajo no pasa desapercibido", celebra la congoleña.
Leer más...
 
Tres asesinatos de mujeres en tres días.
¿Qué falla en la lucha contra la violencia de género?
Leer más...
 
En Málaga las violaciones son “relaciones consentidas”
Una ola de asombro y estupor ha embargado a toda España, la que vive en el siglo XXI, claro, la otra está dilucidando si la tierra es plana o redonda,
Leer más...
 

bottom

Potenciado por Joomla!. Designed by: Joomla Template, web page hosting. Valid XHTML and CSS.