top
logo

Números anteriores


Portada Tema del Mes: Diversidad Sexual Tema del Mes La superación de la Transfobia, relacionada con el desmontaje del Machismo
La superación de la Transfobia, relacionada con el desmontaje del Machismo PDF Imprimir E-mail
Escrito por Erik García   


"Todavía somos objeto de violencia y de odio"

En este artículo, que muy amablemente se nos ha solicitado redactar, queremos que Vds lector*s puedan comprobar en primera persona lo que significa ser persona transexual en diferentes momentos de la Historia. Podremos compartir también cada una de las experiencias de las personas que se han ofrecido a colaborar en el artículo.

Me presentaré: Soy Erik García, presidente de la Asociación trans de Aragón, donde actualmente no hay ninguna ley que respalde a nuestro colectivo en riesgo de exclusión. Las experiencias y vivencias que aquí se reflejan son vivencias en ocasiones muy duras. Muy amablemente las personas que han colaborado han destapado su vida privada para que la sociedad y l*s lector*s de esta revista "Hombres igualitarios" puedan conocer más y, sobre todo, recibir más información sobre el fenómeno de la transsexualidad.

 La visión que aquí nos gustaría transmitir es la diversidad de reacciones y de vivencias en diferentes partes de España y en nuestra época. Pero sobre todo queremos reflejar que todavía queda mucho, que todavía se nos rechaza, que todavía estamos en riesgo de exclusión, que todavía somos objeto de actos de violencia y de odio. Todo esto va en contra de los derechos humanos, que son universales.

Quisiera haceros la presentación de cada una de las vivencias:

Ivana

Me encantaría presentaros a Ivana López, una mujer de los pies a la cabeza. Ivana ha tenido muchas dificultades y miedos, pero no por propios, sino evocados por una sociedad cuadriculada y estigmatizada que define de manera binaria lo que conlleva la palabra "mujer".

Ivana es secretaria de Generem, asociación de nueva creación en Barcelona. Ivana es hija amada y trabajadora más que cualificada y querida por sus compañeros y compañeras.

Ivana nos comenta:

"Se ve una gran evolución a favor, en cuanto a la visión de la mujer del colectivo trans en la sociedad. Por mi experiencia ha sido totalmente positiva, tanto a nivel general como a nivel de la família y los amigos, pero sobre todo a nivel laboral. Porque, si es cierto que nivel laboral el colectivo trans tiene todavía muchas puertas cerradas, los empresarios tienen cada vez menos prejuicios, aunque aún queda mucho por hacer."

"Querría decir también que las chicas transexuales en busca de un empleo se encuentran con la barrera de la perspectiva visual cisexista y comparativa, siendo excluidas de opciones laborales para las que son aptas. Son discriminadas porque, según los estereotipos, no tienen un perfil estandarizado (se salen de los cánones), sobre todo en la atención directa con el público."

"Por desgracia, estamos a merced del empresario. A pesar de que haya unas leyes antidiscriminatorias que intentan proteger a las empleadas transecuales que optan a un puesto de trabajo, a nivel de calle la mujer transexual continúa siendo uno de los colectivos más vulnerables los crímenes de odio."

"Actualmente se está dando una mayor visibilización del colectivo a nivel de calle, però también mediáticamente, lo cual favorece la reeducación social que es muy necesaria. El hombre transexual es una realidad más desconocida, porque pasan desapercibidos, por los cual la discriminación es menor. Son los más desconocidos y menos identificados visualmente."

"Socialmente, al transicionar como mujer transexual he notado como si fuera una ciudadana de segunda. Las familias y el Estado en general tienden a proteger, pero también a controlar a las mujeres. He visto mi libertad vigilada y, como mujer, veo que todas las actitudes y acciones son más sujetas a evaluación."

" A nivel particular llevo 10 años trabajando en la misma empresa y no he sufrido ningún tipo de discriminación. Mi transición ha sido sin traba alguna. Mis jefes y mis compañeros han sido un apoyo y no una carga en mi proceso. Al llevar tanto tiempo como empleada, mi historial dentro de la empresa ya era positivo, porque ya conocen cómo eres, cómo trabajas y son conscientes de que un cambio de género no modifica las cualidades laborales del individuo."

"Sigo teniendo el mismo trato desde mi comienzo. Yo he cambiado, pero mi entorno sigue siendo confortable. He tirado por tierra muchos prejuicios gracias a esa visibilización del proceso, al desmontar algunos estereotipos por desinformación o desconocimiento."

"A este respecto, personalmente sufrí ciertos ataques tránsfobos al principio de la transición, cuando mi imagen era muy andrógina y la gente dudaba al tratar conmigo en cuanto a mi identidad. Los ataques eran verbales. Por suerte no he sufrido agresiones físicas. Pero a medida que la sociedad me leía como una hembra social, estos ataques verbales fueron difuminándose en el tiempo, dejando un vago recuerdo."

"Lamentablemente, no todas las mujeres tienen esa opción, ya que depende del momento del proceso en que se encuentren, al no ser leídas según el estandar cisexista con el que se ha criado esta sociedad, las mujeres que no han conseguido esta invisibilización van a estar expuestas a todo tipo de violencia, por lo que es importante la educación y la pedagogía social."

"Sí es cierto que, aún siendo visible a los ojos del binarismo social, he recibido alguna que otra cara de estupefacción cuando, conversando con otra persona, ha salido a relucir mi identidad como mujer transexual".

"Por eso es importante esta educación y esta pedagogía para inculcar la diversidad y una visión más transversal de la sociedad, donde nadie quede excluido por ser diferente, sino que se acepte esta diversidad plural como estandar social."

Miryam.

Ahora vamos a continuar con una mujer de Aragón, mañica de raza y de naturaleza, Miryam Amaya, una mujer con mucho camino recorrido a sus espaldas. En su empleo cobra por servicios sociales y no esconde sus opiniones ante nada. Es mujer clara y de coraje.

Miryam nos comenta:

"La evolución no ha sido tal cual. Hay una especie de libertinaje, donde muchas veces parece que, si no vas con el cartel por la calle, no visibilizas tu identidad. Si, por poner un ejemplo, hay 5 mujeres que tienen una actitud poco favorable al colectivo, se extiende por ende al resto de mujeres trans, tachándolas a todas de locas, subversivas o impidiéndoles el acceso a los sitios por culpa de una persona del colectivo.

Ha sido una moda como puede ser algún estilo musical. Se ha evolucionado, por supuesto, porque, por ejemplo, en la época de Franco el ponerte una raya en el ojo era desatar la ira del gobierno. Recibías violencia injustificada. Siempre se nos ha asociado con el tema del espectáculo. Una mujer transexual era un circo, una persona que se dedicaba al tema del espectáculo, y siempre se nos veía desde un punto de vista morboso.

También el motivo de conversación ronda en torno a la prostitución. El 98'9% de la población todavía comienza una conversación con el prejuicio de que esa mujer transexual se dedica al cobro por sus servicios sociales. Está generalizada la idea de que únicamente nos dedicamos a eso y no es la realidad.

Siendo trans -independientemente de que seas mujer u hombre- ves limitada tu incorporación social. Yo siempre he dicho que tengo una parcela donde convivo con las personas que a mí me respaldan, me apoyan y me quieren y aceptan como soy. Porque si estuviera pendiente de la opinión social, me sería imposible salir de casa. Se nos quitan las libertades. Vas por la calle y si te saludan se nos ha obligado a discernir si van con buen corazón o con segundas intenciones. Entonces no sabes cómo comportarte; si comenzar de una manera amable o protegerte con una coraza a la defensiva.

Es lamentable que sigan ocurriendo estas cosas. Tenemos los mismos dos ojos; sangramos de igual manera e incluso tenemos sentimientos como cualquier mortal, pero todavía continuamos viendo la paja en el ojo ajeno sin percatarnos de la viga del propio.

No hay discriminación, hay rechazo. Los 15 años ya llevaba pecho y fui con mi hermana a unas vacaciones largas. En un chiringuito de la playa me dijo el dueño del establecimiento que si quería entrar a currar como pinche de cocina. Era una niña mona y presumía de ello. Así que estuve en el chiringuito con su clientela fija y les caí en gracia. El dueño me enseñó a ser una muy buena cocinera. En el transcurso de ese tiempo, hace cosa de tres años, en la Plaza de las Armas, en asociación con Centro Alba me ofrecieron trabajar de cocinera y acepté. Pero una vez que entré no me dieron tiempo ni a hablar, el señor Hugo había comunicado que ya tenían cocinera. Pero no era cierto que tuvieran la cocinera, sino que era porque yo era transexual. Más tarde nos enteramos de que tal información era mentira, puesto que luego llegó a nuestros oídos que no tenían cocinera.

En ese mismo colectivo, 6 o 7 años atrás estuve trabajando en la cocina de un bingo. Yo cocinaba por mediación de un amigo y la mala suerte que tuve fue que cerraron el bingo. También cocinaba para los empleados y me alabaron mi trabajo. Este elogio vino porque mi labor estaba supeditada a un segundo plano y mi empleo no era de visibilización pública.

La presencia, independientemente de tu formación y cualificación, en el momento que ven que eres una persona transexual, todas tus cualidades no cuentan. Sólo ven la apariencia física y, al estar cara al público, eso lo exigen. Los empresarios ya son de mentes cerradas, pues imagínate la sociedad lo cerrada de mente que está, dado que los estereotipos y la información errónea que se publica están calando por desgracia en todas las mentes.

Los empresarios deben valorar más la cualificación laboral que la apariencia física, con independencia del puesto que se solicita. Si quieres acceder al puesto en una tienda, si tienes sobrepeso no te van a coger. Aunque tengas el currículo mejor que el de una ministra debes concordar con el estereotipo cisexista. Entonces todavía se nos complica más la existencia, dado que para acceder a un empleo tienes que pasar 8 zanjas y acometer contra la sociedad para conseguir conquistar esa fortaleza y conseguir un empleo digno.

La transfobia ha existido, existe y existirá, porque el ser humano discrepa de una sociedad igualitaria. Yo en mi infancia he tenido rechazo. Siempre me han tildado de mariquita, porque siempre estaba rodeada de cosas de chicas y tenías que plantarte y darle un guantazo a más de uno para imponerte. En aquella época te llamaba la misma policía "maricón", con redundancia en la o. Éramos consideradas una aberración a los ojos de Dios como provenientes de una entidad diabólica. Hoy todavía existe y existirá lamentablemente porque es una enfermedad y esta enfermedad sí que no se cura, dado que pasa de generación en generación.

Al igual que si un niño se cría en el monte sin los avances tecnológicos de una ciudad va a interpretar que esos avances son negativos, porque son los valores que se inculcan en un entorno parental, no creo que una persona nazca transfóbica, sino que se cultiva en el núcleo de la família. Depende de esos valores que se le inculcan a las criaturas. Por eso insisto en que una persona no es por naturaleza tránsfoba, sino que se le ha inculcado como una versión universal de la existencia- No es que excluya la culpa de la gente tránsfoba, pero el juicio propio lo dejan en un segundo plano. Hemos avanzado. A la hora de denunciar, antes no se podía denunciar una agresión, porque directamente era como si te perdonaran la vida al dejarte impune. Todavía queda mucho por avanzar, hoy en día se pone una denuncia a cualquier agresión o acto de violencia de odio, y todavía a día de hoy no se ha dado de ningún caso en el que el agresor haya sido llevado a juicio y haya sido declarado culpable y este pagado por esa agresión violenta. ¡Pero si, todavía a día de hoy hay una tradición en el que los gays son arrojados desde un campanario! Imagínate al ser transexual.

Este suceso que nos pasó hace unos 4 años evidencia mucho y, a la vez que un poco cómica, es muy relevante.

Un individuo nos agredió a una compañera y a mí, tirándonos una litrona de cerveza. Por suerte yo la esquivé, pero a la otra chica que iba conmigo le rozó la oreja, haciéndole un corte en la misma y obligándonos a tener que desplazarnos al hospital. Él salió mal parado de la trifulca. Le pagué con la misma moneda. Somos trans no mancas. Se cree que por ser transexual no vas a hacer nada. Encima no van normalmente solos, sino que van en cuadrilla porque no tienen el valor de arremeter contra una en solitario.

Por lo cual nos llevaron a comisaría y pasamos el día declarando. Estuvimos en la celda toda la noche. Luego fuimos a juicio y la conclusión fue que se nos acusó a los tres de agresión, con pena de prisión para cada uno con independencia de que fue una agresión provocada por este individuo y que nosotras únicamente nos defendimos del sujeto. La sentencia era que en 3 años estábamos libres bajo custodia y que no debíamos de involucrarnos en ningún altercado en ese tiempo, porque si no se nos solicitaría el ingreso en prisión.

Yolanda

Para concluir, la realidad que ha vivido Yolanda Izquierdo, una mujer a la que también le ha sido difícil el salir adelante, sobre todo en el tema del empleo.

Mi caso personal puede que sea un poco atípico dentro del colectivo transexual o simplemente tuve suerte. Cada persona es un mundo. Las circunstancias que nos rodean también son diferentes. Además cada persona se toma este "reto" que la vida nos planteó de una forma u otra.

El peor tramo de mi transición fue la etapa de los médicos hasta que llegué al endocrino. Al primer psicólogo al que fui tengo que agradecerle su sinceridad, ya que me comentó que él no podía hacer nada por mí, ya que no sabía nada del tema y me recomendó que buscara por otro sitio. Al menos no me mareó haciéndome pasar por su consulta para nada. (Supongo que algún que otro médico lo hace).

Al fin llega la etapa del endocrino, la cual es la más emocionante y en la cual vives tu segunda pubertad (en mi caso ya tenía 28 años). Yo tuve la mala suerte de que en el electro que te manda el endocrino me salió un problemilla y hasta que no pasé por un cardiólogo que me dijera que a mi corazón no le pasaría nada por llevar una terapia de remplazo hormonal, no empezaría el tratamiento. Estos 6-8 meses que pasaron fueron un calvario, porque fueron después de pasar por todo el tramo psicológico que es el más complicado. Por complicado me refiero a que tienes que demostrar que eres quien dices ser y encima tienes que convencer y seguir los cánones que la medicina cree que son los correctos y los establecidos por la sociedad en la que vivimos.Al poco tiempo, mi madre, buscando por internet, dio en una web que no tenía nada que ver con la transexualidad, pero desde este lugar la derivaron a una asociación. En este momento la cosa empezó a ir hacia delante y desde la asociación me dijeron que había una persona en la Seguridad Social que entendía del tema y hacia allí que fuimos. Supongo que, como la mayoría, este el tramo más largo y complicado. El tiempo se nos hace muy largo, surgen algún que otro problema, nos marean, nos dan largas y un largo etc...

Pero -como se suele decir- todo lo bueno se hace esperar y al fin el día de comenzar el tratamiento hormonal llegó. Es un día que afrontas con mucha ilusión y también con miedo (por lo menos mi caso). Desde ese día tu vida es un poco una montaña rusa. Tan pronto estás en las alturas como estás por los suelos. En mi caso sobre los 6 meses ya se empezaron a notar los primeros cambios, lo cual te hace sentir muy bien y, al echar la vista atrás, ves que todo el tortuoso camino que has tenido que recorrer empieza a valer la pena.

Otra etapa muy importante -al menos para mí- es el día en que al fin te puedes cambiar el DNI. Ese día dejas de ser -como yo suelo decir- una sin papeles en tu propio país. Al fin ya legalmente tienes tu nombre y sexo que siempre has querido/sentido. Encima has tenido la suerte de poder elegir tu nombre. Ya te sientes más una persona por así decirlo "normal". Ya no tienes porqué esconder tu DNI; no tienes porqué dar explicaciones cuando vas a pagar con la tarjeta o a buscar un paquete a tu nombre. Sientes como que al fin eres libre y te has quitado un gran peso que llevas cargando durante mucho tiempo.

Todo esto respecto a la etapa médica a grandes rasgos. Significa un poquito el volver a nacer como persona.

En cuanto a las relaciones con el resto de los seres humanos, a mí personalmente me fue bien. No tuve ningún tipo de problema serio ni grave. Supongo que el típico: que, al no coincidir tu DNI con la persona que tiene enfrente, la gente se extraña. También que no saben muy bien si tratarte en masculino o femenino. Sobre todo en ese etapa en la que se empiezan a notar los cambios pero no lo suficiente como para que el resto de la sociedad te meta una "casilla" o en la otra.

Familiarmente la verdad es que estupendamente. Toda la familia lo aceptó muy bien y recibí tanto cariño como apoyo.

Laboralmente también el tema fue también genial. Es verdad que por aquel entonces yo lo que quería era mantener mi puesto de trabajo y conseguir un puesto indefinido, lo cual tenía que conseguir. Cuando empecé con el tratamiento hormonal estaba a poco menos de 6 meses de tener un contrato indefinido. Tal vez lo que hice no fue lo correcto o sí. Visto ahora desde la distancia, fue una etapa de llevar una doble vida. Durante la jornada laboral era una persona y durante el resto del día otra. Al principio lo llevas más o menos bien, pero al final es una situación que estresa mucho. Cuando llegó el día de comunicarlo a la empresa, la verdad es que se portaron muy bien conmigo y no pusieron ningún tipo de problema. Con el resto de compañeros con los que me llevaba bien me seguí llevando bien y con los demás la relación siguió siendo la de antes. Mis compañeros de estación la verdad es que se portaron muy bien y, si me tenían que defender y dar la cara, lo hacían. Éramos una pequeña familia de 12 personas, las cuales nos conocíamos desde hacía varios años. Supongo que -como es lógico y normal- sería durante un tiempo el tema de conversación de toda la plantilla (casi 400 personas), pero la verdad es que con la gente que trataba después de conocer la noticia me apreciaban y me respetaban más.

Ésta es así a grandes rasgos mi vivencia. Lo único que siento es no haber tenido el valor de iniciar el proceso mucho antes. Me siento muy feliz y agradecida a la vida por haber logrado lo que quería y además haber encontrado por el camino a varias personas estupendas e importantes para mí que seguramente nunca hubiera conocido de no iniciar este camino complicado pero a la vez lleno de bonitas enseñanzas.

Final

Esperamos tanto todo el colectivo como a modo personal por mi parte hayan disfrutado con la lectura de estos 3 ejemplos de lucha de superación y de empoderamiento a pesar de las circunstancias externas. También agradecemos desde aquí tanto a Ivana como a Miryam como a Yolanda sus aportaciones a título particular. Creemos que gracias a artículos como este y al conocimiento que ahora poseen de las dificultades dirarias que cada individuo del colectivo debe superar cada dia, cooperen en su entorno a crear una zona de confort donde cualquier persona cercana a ustedes pueda abrirse libremente y compartir con ustedes experiencias tan enriquecedoras como estas.

Sin más, me despido felicitando que comparta esta información. Que juntos podamos formar a una sociedad basada en el respeto, la libertad y sobre todo en la convivencia igualitaria entre seres humanos.

____________________________________________________________

Escrito por Erik García, Presidente de la asociación de transexuales de Aragón "Visión Trans" y co-portavoz de la Plataforma Estatal por los derechos trans #NadieSinIdentidad.

__________________________________________________

Para saber más... En Andalucía:

Leed la entrevista a MAR CAMBROLLÉ, presidenta de ATA (asociación de transexuales de Andalucía), que habla del proceso de elaboración de la ley andaluza contra la transfobia. (De paso, podéis echar una ojeada a los otros contenidos de la web).

 

 

 

Revista de prensa

España, país con mayor aceptación de la homosexualidad.
En 2013 el Pew Research Center encuestó a 37.653 personas de 39 países diferentes para analizar los niveles de aceptación de la homosexualidad. 
Leer más...
 
Jóvenes pero sobradamente machistas.
Un 24 por ciento de los jóvenes andaluces piensa que el lugar de una mujer está en casa con su familia y el 10 por ciento considera que el hombre debe tomar las decisiones importantes en la pareja,
Leer más...
 
El negocio negro de Europa.
El pasado lunes Suecia dejó de ser el único país europeo en el que la prostitución está expresamente prohibida, el parlamento deIrlanda del Norte aprobó una propuesta de ley que criminaliza la compra de sexo en términos parecidos a los de la normativa sueca.
Leer más...
 
Casi la mitad de los homosexuales europeos, discriminados en el último año.
Más de una cuarta parte sufrió agresiones o amenazas los últimos 5 años. España es el tercer país de la UE donde más se respeta la igualdad de derechos. Casi la mitad de homosexuales esconde su condición en el trabajo.
Leer más...
 
“Para acabar con la violencia machista no basta con arrimar el hombro, hay que arrimar al hombre”
Miguel Lorente, médico forense y profesor de la Universidad de Granada, ha intervenido en el Simposio de Escultura por la Igualdad y contra la violencia de género celebrado en la UAL
Leer más...
 
Rueda de hombres contra la violencia de género.
Decenas de personas participan en la plaza de la Constitución en un acto de rechazo al machismo.
Leer más...
 
Los hombres que sí aman a las mujeres.
Cuando Hermógenes Domingo visitaba a sus padres los fines de semana se sentaba a la mesa y ¡hop!
Leer más...
 
Lo femenino deja de ser "débil" y "endeble" para la RAE.
La nueva edición del Diccionario de la Real Academia de la Lengua incluye correcciones que las asociaciones de mujeres llevan años reclamando para fomentar el lenguaje no sexista.
Leer más...
 
La Guardia Civil libera a 159 mujeres víctimas de explotación sexual en lo que va de año.
En 2014 se realizaron hasta 890 inspecciones en locales de alterne y se identificaron a más de 6.000 mujeres en situación de riesgo.
Leer más...
 
Los hombres dan la cara contra la violencia machista.
Una 'rueda de hombres' se celebrará el próximo martes a las 20.00 horas en la plaza de San Marcelo. el acto está abierto a la participación de toda persona con interés en dar la cara contra la violencia hacia las mujeres.
Leer más...
 
"Sigue siendo difícil que las víctimas puedan probar la violencia machista a través de su testimonio
Diez años después de la aprobación de la ley contra la violencia de género, varios informes y estudios cuestionan algunos mecanismos de la norma.
Leer más...
 
Los hombres dan la cara contra la violencia machista.
La Asociación de Hombres por la Igualdad de Género (AHIGE) ha iniciado una campaña de recogida de fotografías para que los hombres visibilicen su rechazo a la violencia machista a través de las redes sociales bajo el lema "¡Hombre! visibilízate contra la violencia machista".
Leer más...
 
Tres generaciones contra la ley del aborto: "Esta es una victoria del feminismo que no nos van a qui
Compartimos con tres activistas el momento en que Gallardón anunció su dimisión tras la retirada de la reforma del aborto.
Leer más...
 
Catalunya tendrá la primera ley contra la homofobia en el Estado.
La resolución, impulsada por ERC, ICV-EUiA, PSC y CUP, se aprobará el 2 de octubre con el respaldo de CDC.
Leer más...
 
El número de víctimas de violencia machista que no denuncia, "preocupante" para la Fiscalía.
Las mujeres que se niegan a declarar contra sus maltratadores han aumentado un 36,6% desde 2007.
Leer más...
 
Caddy Adzuba: “Se sigue utilizando el cuerpo de la mujer como arma de guerra”
"El galardón demuestra que nuestro trabajo no pasa desapercibido", celebra la congoleña.
Leer más...
 
Tres asesinatos de mujeres en tres días.
¿Qué falla en la lucha contra la violencia de género?
Leer más...
 
En Málaga las violaciones son “relaciones consentidas”
Una ola de asombro y estupor ha embargado a toda España, la que vive en el siglo XXI, claro, la otra está dilucidando si la tierra es plana o redonda,
Leer más...
 

bottom

Potenciado por Joomla!. Designed by: Joomla Template, web page hosting. Valid XHTML and CSS.